Podríamos decir que el astillero de Papenburg ya es historia para el Celebrity Reflection, después de que ayer el último buque de la compañía Celebrity Cruises dejará lejos tanto el astillero como el río Ems para desembocar por fin en la mar, el mar del norte.

La salida del Celebrity Reflection se produjo en las primeras horas del día. Los aficionados al mundo de los cruceros pudieron acercarse hasta los conocidos astilleros Meyer Werft de Papenburg (Alemania) para contemplar de cerca la última joya de Celebrity, el nuevo clase solstice.

Después de su salida del astillero, el Reflection navegó lentamente por el río Ems, una travesía sumamente complicada por el poco caudal del río y por la estrechez del curso fluvial.  De hecho, la navegación de un buque de tales dimensiones por el río Ems debe realizarse siempre en condiciones climáticas favorables y con suficiente profundidad de agua. Obviamente y dado la delicadeza de toda la navegación por el río (velocidad máxima de 4 nudos), provocó que muchos espectadores fotografiaran de cerca al Celebrity Reflection, tal vez en muchos casos como único recuerdo que tendrán de esta nave.

El Celebrity iniciará sus cruceros a partir del 12 de octubre, un primer crucero con salida desde el puerto de Amsterdam que tendrá como destino final el puerto de Barcelona, donde llegará nueve días más tarde. Precisamente desde el puerto de la ciudad condal realizará otros dos cruceros de 14 días antes de cruzar el océano atlántico y finalizar el año con varios cruceros por el mar caribe.

Etiquetas: ,

Deja un comentario